BABOSADAS MIAS Y DEMAS HIERBAS

LA CHACHI, ALOCADA PERIODISTA MUY CHAPINA

12 febrero 2008

¿CUIDADOS EXTREMOS O SABIOS CONSEJOS?

MAS VALE OLER A UNTO Y NO A DIFUNTO, PARTE II

A muchos nos resulta cómico recordar los cuidados que los antiguos tenían para los resfriados, y también las forma de evitarlos, debido al pavor que le tenían a las enfermedades respiratorias. Parece que antes y, especialmente en tierra fría, el baño era todo un ritual. Me contaba mi abuelita (quien era tan regalada para reírse como yo), que había gente que se pasaba de desaseada, como ella misma llamaba a aquellos que se bañaban cada 8 ó 15 días. Y precisamente ese dichoso día, se preparaban para ya no salir de casa después de echarse el sagrado baño, el cual debía ser en cuarto cerrado, con agua caliente y luego del mismo, se cubrían de pies a cabeza no vaya a ser que les pegara un aire, y les hicera mal haberse bañado. Como decía mi abuelita, más daño les hacía no bañarse seguido.

Y no sé si se acuerdan de la moda del dolor de muela, o de la amigdalitis que era la misma de las paperas (parotiditis infecciosa), cuyo atavío principal consistía detener unas rodajas de tomate fresco a la altura de las quijadas con un pañuelo, amarrando las puntas en la cabeza, en forma de orejas de conejo. Se creía y aún se cree que el niño al que no se le cuidan las paperas, la infección se le baja a los testículos y se queda estéril. (Entonces habría que ponerle el pañuelo en otro lado).

Pero si estos cuidados extremos ahora (como antes a mi abuelita) nos parecen risibles, espérense a que les cuenta sobre la famosa cuarentena de las señoras que daban a luz.

Con todo respeto y cariño para las valiosas comadronas, cuyo oficio es tan tan antiguo como la misma humanidad, dicen que muchas de ellas extremaban en recomendaciones para la recién parida, la cual no tenía que salir de casa, ni bañarse, ni comer cualquier cosa durante 40 días.

Lo primero luego de dar a luz, era fajar como momia a la nueva mamá, con unos trapos largos que tenían cintas enormes que envolvian apretadamente a la pobre mujer. Esto, según las creencias eran para ayudarles a que los órganos internos regresaran a su lugar y que no se le descolgara nada a la señora…Además para que no quedara panzona, asunto que también ayudaban a evitar dándole de beber una infusión de semillas de culantro, para ayudarle a que le saliera el aire reprimido...

Es oportuno mencionar que el machismo era tal, que sólamente las mujeres que daban a luz varones se “ganaban” el privilegio de tomar caldo de gallina. Costumbree absurda que las mismas mujeres se empeñaban en apoyar (y creo que en muchos pueblos se hace todavía). En algunos países de Latinoamérica se acostumbraba que durante los 40 días, la recién parida tomara caldo de gallina todos los días, para que recuperara las fuerzas perdidas.

Si les parecen extremos estos cuidados, todavía no he llegado al más exagerado de todos.

Cuentan que la que acababa de dar a luz, no tenía permitido hacer esfuerzos de ningún tipo (como tender camas, por ejemplo). Era considerado muy peligroso que colgara los pies de la cama y mucho menos hacer la fuerza y levantarse de ella. Como antes las camas eran muy altas, les ponían un especie de rampa hacia el suelo. Esto era para que la señora no tuviera que sentarse para luego hacer el movimiento de levantarse de la cama. El cometido de la rampa era para que ella así toda fajada como estaba, literalmente rodara devanada, hacia un nivel más bajo y así poderse levantar con el menor esfuerzo posible, claro ayudada siempre por alguien más.

El baño era con toallas húmedas y tenía que pasar los 40 días envuelta como momia y la cabeza amarrada con un pañuelo (tal vez de alli venga que en muchos países el símbolo de madre sea el pañuelo en la cabeza). Al pobre bebé también lo envolvían como taco, con pañales a manera que no tuviera movimiento alguno. A eso le llamo yo, represión infantil.

Como decía mi abuelita, estos cuidados extremos eran para aquellas que podían hacerlo y especialmente daba resultado para las primerizas, quienes al no tener más hijos, tenían tiempo para dedicarle a estos extraños rituales, porque no todas aguantaban la falta del baño y tenían más ocupaciones.
.
Para algunas, esto les ayudaba a estar lejos del marido durante la cuarentena y no quedar embarazadas inmediatamente. Muchos hombres durante ese tiempo, resolvían sus dizque necesidades, buscándose otra. (Tan lindos ellos, pues).

Lo curioso es que aún con esta "dieta", muchas mujeres quedaban embarazadas antes de los 40 días, dando lugar a la marimba de muchachitos, tan común en las familias de antes.
.
Puede que nos den risa todos estos cuidados post parto, pero la verdad es que actualmente muchos científicos están retomando las costumbres antiguas para preservar la salud de la nueva madre. Especialmente se han enfocado en los cuidados de las indígenas de Centro y Sur América, debido a que han llegado a establecer (ahora los científicos, los antiguos ya lo sabían), que la mujer necesita que su cuerpo regrese a la normalidad internamente y, en forma muy especial, esperar que se re-adecúe la temperatura de su cuerpo, la cual cambia durante el embarazo. De allí que han reconocido la necesidad de regresar a considerar ciertas medias antiguas para después del parto .

Ojalá todas las mujeres tomáramos en cuenta, al menos algunos de los cuidados de las bisabuelitas y abuelitas, para preservar la salud y no padecer de enfermedades femeninas prematuras, que luego se achacan a otras causas.

Estoy segura que muchos y muchas de ustedes, tendrán anécdotas que escucharon de sus abuelos y bisabuelos alrededor de estas costumbres de cuidados que tenía la gente de antes. Por favor, enriquezcan mis conocimientos sobre la cultura popular y cuéntenme algo.
.
.
Foto 1 por Roberto Koltun: http://www.robertokoltun.com/
.
Foto 2: http://www.mascoalba.com/public/fotocast015.htm
.
Foto 3: http://flickr.com/photos/dispatch3/71523580/
.
Cuidados Indígenas para después del parto: http://www.abcdelbebe.com/?q=node/31590

Etiquetas:

18 Comments:

At martes, 12 febrero, 2008, Blogger GUATEMALA ENTRE LAS NOMINADAS. said...

ja, eso de enfermarse de la garganta si está bien jodido, sobre todo cuando uno anda solo... por ahi lejos. A mi ya me tocó, con eso de que México es uno de los paises en los que reina la contaminacion, siempre a donde voy, hay como 10 echandose su cigarrin y pa molestar se lo echan a uno en la cara... ja, baya laringitis que me dió... tuavia ni hablo bien. jaja

saludos... guate

 
At martes, 12 febrero, 2008, Anonymous Anónimo said...

Chachi, Hola... me encantó tu posting. Es cierto, eso de los cuidados y remedios de las abuelas, hubo un tiempo en que parecían exageraciones de ellas, pero ahora ha salido a la luz que tienen fundamento científico. Eso sí que 40 días..ay no que aburrido no? Lo de la fajada si muy cierto..y sí funciona!!

 
At martes, 12 febrero, 2008, Blogger La Filistea said...

Espero que estes mejor, te cuento que aquí paso el mismo ventarrón del virus y nos tiró a todos en la cama.

Sobre la dieta de las recién "compuestas" (como dice por allá) me gusta eso de que te ayuden para todo, porque uno queda con un sueño tremendo, nada más que no me gustaría bañarme con toallas.. (Yiakk).

Yo por ahora no recuerdo ningún menjurge.

P.S. saliste a hacer angelitos?

 
At miércoles, 13 febrero, 2008, Blogger Clara y Pepe (los Chuquis) said...

Pues yo me quedo con el presente!!, prefiero las cosas como están ahora, en cuanto a eso que comentás,claro. Demasiadas restricciones había y no sé si con todos esos cuidados la gente era más sana, creo que no. De todos modos, son historias muy interesantes, no Chachi?

 
At miércoles, 13 febrero, 2008, Blogger Patricia Cortez said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

 
At miércoles, 13 febrero, 2008, Blogger Patricia Cortez said...

yo soy investigadora y antropóloga médica y dejenme decirles que la mayoría de esos remedios tienen base científica: en cuanto a las paperas: si producen esterilidad y si es posible que el virus ataque a los testículos de los varones, obvio que no lo evitan los amarrados pero, pues algo se tenía que hacer, ahora la recomendación es que a los varones especialmente se les vacune contra las paperas. en el recuadrito alguien mencionó la belladona, que es un derivado del opio y que obviamente aliviaba la molestia de las paperas OJO muchas medicinas se absorven por la piel, si no vean ahora los famosos parches de tantos medicamentos que recetan los médicos (hormonas, medicamentos para el asma, medicamentos para el corazón) o sea que la famosa cataplasma tiene valor.
la faja del post parto es necesaria: mi ginecólogo me fajó luego de la cesarea y ayuda a que cicatrice mejor el músculo que cortaron.
las infusiones tienen varias utilidades y son tan efectivas como los medicamentos ( y más baratas)
por último: la dieta de 40 días.
esa es una estrategia de solidaridad femenina, actualmente, ya que los médicos hemos rechazado muchas de esas creencias, los maridos exigen que su mujer regrese inmediatamente a casa a servirlo, la dieta y la cama de 40 días propiciaba un descanso necesario y lo que es más, socialmente aceptado. de repente escribes sobre lo que dicen de una mujer que no hace "oficio", el único tiempo cuando podían estar acostadas eran esos 40 días.

 
At miércoles, 13 febrero, 2008, Blogger Mónica Lima Quinto said...

Todo lo que escribiste es cierto (lamentablemente).
Otra cosa es que antes del parto se le daba a beber un trago o una botella de licor de aniz para facilitarlo. Lógicamente esto da la sensación de relajación, contrario a la tensión que se experimenta en el momento de "los dolores".
Es cierto, los cientìficos han llegado a retomar las costumbres antiguas, que si no hubieran funcionado ya se habrían desaparecido, pero en lugar de dejar de bañarse en el puerperio, para eso existe la comunicación con la pareja y la abstinencia (fruto del amor), ¿acaso la mujer está para satisfacer los impulsos sexuales del varón?

 
At jueves, 14 febrero, 2008, Blogger Goathemala said...

Lo que sucede es que muchos de los remedios de nuestras abuelas tenían una base científica milenaria pero era desconocida. Otras eran auténticas barbaridades: todavía en Turquía se pueden ver sanguijuelas en venta para hacerse sangrados...

Me resultó muy instructivo y más porque hoy tengo la garganta estragada.

Un abrazo, amiga.

 
At jueves, 14 febrero, 2008, Anonymous sr said...

que tal chachi, tanto tiempo sin saludarte por acá.
me acuerdo de las historias de mis abuelas en cuanto a eso de los cuarenta días. pero si es cierto, se podía talvez con el primer parto, del segundo en adelante creo que cualquier madre no se siente bien con estar separada de su prole por cuarenta días! no me lo puedo imaginar.
en mi opinión hay algunas cosas que se pueden retomar de "los tiempos de antes"; la lactancia materna, el llevar al patojito a tuto en el perraje, lo demás, pues tengo mis dudas. a como están estos tiempos y cuidados modernos, sobre todo en los países desarrollados, creo que no son necesarios 40 días de cama, ni tanta faja, lo que sí está bien es eso de quererse mucho y cuidarse y descansar cuando lo pida el cuerpo, porque claro, a las mujeres es a las que nos toca la mayor parte del trabajo en cuanto al cuidado de los hijos, desvelo incluído.
saludos a todos, lindo post

 
At jueves, 14 febrero, 2008, Blogger PROSÓDICA said...

Ala vos con eso de las paperas, yo juro que algunos hombres en lugar de habérseles bajado ya sabes a donde, se les ha subido pa´ el cerebro jajajajaj (son bromas). Huy si, yo también llamo represión infantil a los "niños taco". En cuanto a algunas bebidas que se acostumbran tomar por aquí, estan: tomar agua de apazote (hierba) para desinflamar y no le quede a uno pansa; tomar agua de alusema (semillas) por si te enojas, que no se te arruine la leche y que ésta este espesa; y tomar agua de aniz para que al bebé no le den cólicos.
Bonito Post Chachi. Feliz día del cariño y un abrazote para vos.

 
At viernes, 15 febrero, 2008, Blogger SCD said...

Pues entonces estaba mero jodido vivir en esos lugares y en esos tiempos.
Muy buen post ;-)
Saludos!!!!

 
At sábado, 16 febrero, 2008, Anonymous pepo el grande said...

La Chachi siempre con sus notas de las abuelitas, y me hace recordar algo que me contaban que en una de las tribus de Ecuador, no estoy seguro, pero parece que eran los Jibaros que cuando la mujer tenía un niño, quien se acostaba los 40 días era el varón, jajajajajaja.

 
At sábado, 16 febrero, 2008, Blogger Prado said...

yo tenía tos de chucho y se me curó con ajo machacado con aceite de oliva. yaiks.

abrazo.

 
At lunes, 18 febrero, 2008, Blogger NicteKono said...

No me hagas recordar que mi mama me daba agua de apazote para la tos y me ponia cebolla en la planta de los pies... lo de los cuarenta dias, ya me lo receto aunque no tenga hijos!

 
At martes, 19 febrero, 2008, Blogger Leon said...

Ah, esa costumbre de los jíbaros debe ser tomada en cuenta, haría que todos tuvieramos más hijos, jajaja. Chachi: te echaste todo un tratado de etnomedicina, fascinante. Pero ni mis profes de la U en antropología vos. Increíbles creeencia, aún vigentes en muchos pueblos de Guate. Por cierto, también hoy todavía quedan comadronas que se disculpan cuando nace una nena (como si de ellas dependiera el sexo del bebé) y encima, para hacer efectivo el error, no cobran nada por sus servicios.

En cuanto al baño diario me recordaste una historia que me contaba mi papá, de una viejita que se bañaba una vez al año y empezaba por ver en cuál fase estaba la Luna. Después del baño, no salía a la calle durante una semana. A ver que pasa con el agua, ya viste que Lake Mead se podría secar para el 2021, y entonces por su falta nos vamos a tener que acostumbrar a no bañarnos. Los perfumistas se van a bañar, pero en pisto.

 
At martes, 13 agosto, 2013, Anonymous astrid v said...

yo si todaviA ESTOY A LA ANTIGUA PUESTO QUE HACE SIETE AÑOS TUVE UNA NIÑA Y QUEDE MUY EMFERMA POR NO HABERME CUIDADO Y LA VERDAD LE ATRIBUYO ESO AL NO CUIDADO DE UN POSPARTO POR QUE PENSABA QUE TODO LO QUE DECIAN LAS ABUELAS ERA MENTIRA Y QUE EQUIVOCAD ESTABA . HE PODIDO COMPROBAR CON MI TERCER BB DESPUES DEL PUERPERIO CUANDO UNO SE CUIDA COMO A LA ANTIGUA QUEDA LO MAS DE BIEN POR QUE A MI ME HABIA QUEDADO HACIA SIETE AÑOS UN DOLOR DE CABEZA Y HACE DOS AÑOS Y MEDIO SE ME QUITO POSTERIOR AL PUERPERIO . COMO DICE DICE EL DICHO POPULAR MAS SABE EL
POR VIEJO QUE POR .





 
At sábado, 22 marzo, 2014, Blogger jandro torres said...

Pues yo di con esta pagina porque mi suegra le trajo un monton de hierbas a mi esposa que recientemente dio a luz. Lo que hice fue preguntarle a la gine si era factible que el baño famoso de hierbas le hiciera daño, y basicamente dijo "no creo" (nunca pregunté si servia para algo porque estoy convencido que no). De manera que si se baña asi ella esta feliz, mi suegra tambien, y digamos que yo tambien. Para qué meternos en más problemas :D

 
At sábado, 22 marzo, 2014, Blogger jandro torres said...

Mi suegra le trajo un montón de hierbas a mi esposa que acaba de tener a nuestro bebé. ya estuve averiguando y estoy convencido que el famoso baño de hierbas no sirve para nada. Sin embargo, tampoco parece hacerle daño, asi que lo mejor será que sí se bañe con las hierbas: feliz mi suegra, feliz mi esposa, y digamos que mi felicidad no es perturbada :D

 

Publicar un comentario

<< Home